domingo, 6 de septiembre de 2009

Perro en el corazón





Rafael de León recita uno de sus poemas y tras él, Manolo Caracol canta en fandango el mismo tema.
Decir "te quiero" no es amar, ni todos los besos son besos enamorados. Habrá mil maneras preciosas y precisas de decirlo, pero pocas tan hermosas como ésta.


Decir "te quiero" con la voz velada
y besar otros labios dulcemente,
no es tener sed, es encontrar la fuente
que nos brinda la boca enamorada.

Un beso así no quiere decir nada,
es ceniza de amor, no lava hirviente,
que en amor hay que estar siempre presente,
mañana, tarde, noche y madrugada.

Que cariño es más potro que cordero,
más espina que flor, sol, no lucero,
perro en el corazón, candela viva...

Lo nuestro no es así, a qué engañarnos,
lo nuestro es navegar sin encontrarnos,
a la deriva, amor, a la deriva.

4 comentarios:

El Capitán Escarlata dijo...

Ay,... la leche,... que cosas ¿verdad?,... que bonito.

Butterfly dijo...

Sabía que te iba a gustar :D y a Weto también le gustará ;)

Besitos alados


P.D.: Qué calor...

marialocaypeligrosa dijo...

También a mí me gusta B. querida.
capitán, eso de ay la leche! me suena, no robarás expresiones verdad jajaja?
un besin,
I.
pd. dónde ha ido a parar J. Pablo ?

Butterfly dijo...

Re-bienvenida siempre, María!!

Me alegra muchísimo que te guste, tanto más cuando así le llevamos la contraria a Fray Juan Bermudo :D
Que no surge el placer de escuchar buena música en la medida en que nos es conocida previamente, sino por la sensibilidad que transmite el intérprete y por la maestría del compositor, siendo ambas, sensibilidad y maestría, virtudes universales.

P.S.: Y qué le vamos a hacer...si el señor Bermudo nació tres siglos antes que Juan Mojama!!